SOL ANDINO DE ORO


Este año el galardón de la noche fue para la Fundación H.O.Pe. (Hemato Oncología Pediátrica), en sus siglas encierra mucho más que su significado literal. En inglés, “hope” se traduce como “esperanza”. Y es eso, precisamente, el motor que impulsó a un grupo de padres a fundar esta institución en diciembre de 2004.Surgió así, ante la necesidad de brindar una mejor calidad de vida a niños con tratamiento oncológico del Servicio de Atención Pediátrica del Niño Jesús del Hospital Santa Clara de Asís de nuestra ciudad.Guadalupe Colque, una de sus fundadoras y principal referente, quien en 2003 debió afrontar la leucemia de su pequeña hija, hoy ya recuperada, sabe de la importancia de una Fundación de éstas características y del trabajo constante que requiere.

H.O.Pe. no distingue entre quienes son tratados en el sector público o privado, y se desvela por disponer de los medios necesarios para sobrellevar esta cruel enfermedad junto a sus familias, muchas de ellas llegadas desde el interior provincial, e incluso desde países vecinos. A través de un equipo multidisciplinario de profesionales trabajan para la contención y el asesoramiento de los niños y sus padres.

En junio de 2005, por Resolución del Ministerio de Gobierno de la Provincia Nº 115/05, se otorgó la Personería Jurídica como Fundación Sin fines de Lucro, con el nombre de “H.O.Pe. de ayuda al niño con cáncer” (hemato-oncologia pediátrica).

El año pasado, H.O.Pe. tomó relevancia nacional al ser distinguida Guadalupe como “Abanderada de la Argentina Solidaria”, y hace pocos meses pudo ser inaugurada una residencia en calle Alvear 1370. Días pasados se llevó adelante la cuarta Maratón Solidaria con el propósito de recaudar fondos para la construcción de nuevos consultorios, de la que participaron miles de salteños. Y ya comenzaron las obras para una nueva sala de terapia para niños y adultos oncológicos en el Hopital Público Materno Infantil.

Por todo ello, y por aquello que no se hace público, que es del día a día, por cambiar dolor por esperanza, y por enseñarnos que no importan las dificultades del camino sino el viaje, es que los salteños elijieron a H.O.Pe. como un digno merecedor del Sol Andino de Oro.